Seleccionar página

TRADOC y sus 579 socios, así como más de 800 trabajadores de Cooper Tires, presentaron denuncias penales y demandas laborales por el delito de fraude y la violación de derechos humanos, señalando al expresidente de la cooperativa Jesús Torres Nuño y otras empresas.

TRADOC comparte con los lectores la información y documentos del caso a través de su sitio web, todo ello disponible para su descarga y consulta.

Esta es la historia:

Resúmen del caso
i

Declaratoria

TRADOC

Socios TRADOC emiten su declaratoria después de conocer el fraude.

Aquí puedes descargar una copia digital del documento:

La declaratoria TRADOC se encuentra firmada por la totalidad de sus 579 socios cooperativistas.

Historia del

FRAUDE

La «Estafa Llantera» paso a paso

2002 / La Huelga de Euzkadi

En 2002, la planta de neumáticos «Euzkadi» propiedad de Continental Tires, ubicada en el El Salto Jalisco, se va a un conflicto de huelga, derivado del cierre arbitrario de la planta así como la denuncia de violaciones al Contrato Ley, más de 1,164 trabajadores se suman al paro.

Continental Tires en conjunto con «líderes» sindicales intentaba una ilegal estrategia corporativa enfocada a la anulación del Contrato Ley de la Industria de la Transformación del Hule y la reducción de los salarios y prestaciones laborales.

El Sindicato de Euzkadi era encabezado sospechosamente por un trabajador que había sido despedido con anterioridad por robar autopartes al interior de la planta, de nombre Jesús Torres Nuño, recién reinstalado en la fábrica de neumáticos, se presume con fuertes conexiones con la transnacional.  

Torres Nuño propició la huelga con el pretexto de no trabajar los días domingos, con la intención de que el conflicto fuese corto y terminara con la liquidación de los trabajadores, la reapertura de la planta con salarios y condiciones de trabajo inferiores a las anteriores; sin embargo, el espíritu de lucha de los trabajadores convirtió a la simulada huelga en una auténtica lucha obrera que se le salió de las manos al líder sindical y a la transnacional que operaban en contubernio.

La fuerte lucha de los trabajadores se prolongó durante 3 años, concluyendo con un éxito de los trabajadores y una derrota del líder sindical y la transnacional, que tuvo que acceder a entregar el 100% de la planta a los trabajadores; sin embargo, el líder sindical, aún coludido con la transnacional, mintió a los trabajadores haciéndoles creer que solamente habían obtenido el 50% de la planta. Dando inicio a la «ESTAFA LLANTERA» el fraude transnacional más grande de México, el cual se extendió por más de 15 años dejando un daño patrimonial a los trabajadores y sus familias por más de $12,000,000,000.00 MDP.

2004 / Fin de la Huelga y el «Convenio Marco».

En 2004, después de que un Tribunal Colegiado determinara la legalidad de la Huelga, justo previo al fallo judicial definitivo en favor de los trabajadores, Jesús Torres Nuño, secretario general del SNTRE anuncia sospechosamente que de la mano del entonces presidente de la República, Vicente Fox se había llegado a un «acuerdo» para dar fin a la Huelga, el cual consistía en que tres aspectos centrales:

  1. A los trabajadores se les pagarían sus indemnizaciones mediante cheque.
  2. Así mismo, recibirían, por concepto de SALARIOS CAÍDOS, el 50% de la planta de neumáticos.
  3. De acuerdo con la versión de Jesús Torres, los salarios caídos acumulados durante la huelga supuestamente no alcanzaban para que los trabajadores se adjudicaran el 100% de la planta de neumáticos, por lo que era necesario asociarse con una tercera empresa que pagaría el 50% restante de la planta, para así pasar a ser socia de los trabajadores.

La empresa que Jesús Torres propuso en aquel entonces, como la potencial socia de los trabajadores, denominada supuestamente «Llanti Systems», pagaría el 50% restante de la planta, ya que contaba con capital, infraestructura, conocimientos y experiencia para así hacerlo.

No obstante que se comunicó a los trabajadores huelguistas que solo obtendrían el 50% de la planta y se había acordado la asociación con Llanti Systems, el convenio marco que se ocultó del conocimiento a los trabajadores, señala de manera INDUBITABLE, que los trabajadores ERAN DUEÑOS DEL 100% DE LA PLANTA DE NEUMÁTICOS.

Como parte de los puntos relativos a la suscripción del convenio marco, Vicente Fox, publicó un decreto presidencial a través del cual se exentaba a los trabajadores del pago de ISR siempre y cuando aportaran los bienes adquiridos como pago de los salarios caídos a una sociedad cooperativa, es decir, para dicho fin, habría de constituirse Trabajadores Democráticos de Occidente S.C. de R.L. de C.V.

La fuerte lucha de los trabajadores se prolongó durante 3 años, concluyendo con un éxito de los trabajadores y una derrota del líder sindical y la transnacional, que tuvo que acceder a entregar el 100% de la planta a los trabajadores; sin embargo, el líder sindical, aún coludido con la transnacional, mintió a los trabajadores haciéndoles creer que solamente habían obtenido el 50% de la planta. Dando inicio a la «ESTAFA LLANTERA» el fraude transnacional más grande de México, el cual se extendió por más de 15 años dejando un daño patrimonial a los trabajadores y sus familias por más de $12,000,000,000.00 MDP.

Documentos importantes:

2005 – El inicio del fraude

Habiendo ocultado el contenido real de los documentos que fueron firmados a la finalización de la huelga, donde los trabajadores aparecían como dueños al 100% de la planta de neumáticos, a finales de 2004 y principios de 2005 Jesús Torres Nuño ejecutaría una serie de actos jurídicos fraudulentos en perjuicio del patrimonio de los trabajadores.

PRIMERO. LOS TRABAJADORES RECIBIENDO EL 100% DE LA PLANTA EN DACIÓN DE PAGO.

El 26 de enero de 2005, a través de la escritura pública 4,248 la patronal Euzkadi le transmite sin ningún tipo de limitación a los trabajadores el 100% de la propiedad de la planta de neumáticos; en complicidad con el fedatario público, Jesús Torres recaba las firmas de los trabajadores sin permitirles leer o conocer el contenido del documento. Los trabajadores creían que solo estaban recibiendo la propiedad de la mitad de la planta de neumáticos y que supuestamente Llantisystem compraba la otra mitad, lo cual jamás ocurrió.

SEGUNDO. LOS TRABAJADORES APORTANDO LA PLANTA.

A fin de obtener el beneficio del decreto presidencial que los exentaba del Impuesto Sobre la Renta, los trabajadores que habían recibido instantes antes la propiedad del 100% de la planta de neumáticos, en la misma escritura pública, aportan de manera íntegra el 100% de la planta a la recién constituida sociedad cooperativa TRADOC. Esto se contiene en el mismo documento y fecha, participando el mismo fedatario público. De nueva cuenta, los trabajadores creían eran titulares únicamente del 50% de la propiedad de la planta de neumáticos.

Derivado de esto, el capital de TRADOC era en realidad la cantidad de $880,000,000.00 Ochocientos ochenta millones de pesos 00/100 M.N. es decir, considerándose el valor del 100% de la planta de neumáticos.

TERCERO. TRADOC, ES OBLIGADO A APORTAR LA PLANTA A COOCSA.

En la misma fecha y en escritura pública 4,249, es decir, de manera simultánea, TRADOC, habiendo recibido la aportación del 100% de la planta por parte de sus socios, es obligado a realizar una segunda aportación esta vez a la recién constituida «Corporación de Occidente» S.A. de C.V. (COOCSA) Esto se documenta a través de una Asamblea en la que a su vez participa la sociedad «Inversionistas del Bajío« S.A. de C.V. (IBSA), constituída a penas el 09 de diciembre de 2004 y con un capital de a penas $50,000.00 cincuenta mil pesos 00/100 M.N.

CUARTO. LOS "INTANGIBLES" DE IBSA.

En la misma asamblea en la que TRADOC aporta el 100% de la planta de neumáticos, IBSA a fin de adjudicarse de manera ilegal y fraudulenta el 50% de participación en el capital de COOCSA, donde ya se encontraba aportada la planta de neumáticos al 100%, se simula la aportación de bienes intangibles por un monto de $440,315,000.00 cuatrocientos cuarenta millones trescientos quince pesos 00/100 M.N. supuestamente hecha por IBSA, la cual, sin empleados, ni oficinas, con a penas 46 días de haberse constituíudo y un capital de $50,000.00 ERA IMPOSIBLE QUE CONTASE CON INTANGIBLES O CUALQUIER OTRO BIEN PARA PAGAR SU APORTACION DE 440 MILLONES Y MANTENER UN 50% EN COOCSA COMO ACCIONISTA.

Al cierre de estos actos jurídicos, el capital de COOCSA, conformado ÚNICAMENTE POR EL VALOR DE LA PLANTA DE NEUMÁTICOS APORTADA AL 100% POR TRADOC Y SUS SOCIOS, a espaldas de estos, habría de repartirse al 50% entre los dos socios de COOCSA, IBSA NO aportó cualquier  tipo de bien ya sea intangible, económico o de cualquier otra especie.

Jesús Torres habría engañado a los trabajadores y socios de TRADOC al comunicarles la versión de que solamente eran dueños del 50% de la planta de neumáticos y que el socio «IBSA» había pagado el restante 50%, con esto, se habría iniciado un fraude que continuaría durante todo el tiempo en el que IBSA, sin haber pagado el capital habría de participar en sus beneficios de manera indebida.

QUINTO. RETIRO DE LOS INTANGIBLES DE IBSA Y DISMINUCIÓN DEL CAPITAL.

No conformes con lo descarado de los movientos anteriores meses después del inicio del fraude sufrido por los trabajadores, a través de una asamblea de COOCSA de fecha 11 once de noviembre de 2005 identificada como Escritura Pública 49,429 en la que participó Jesús Torres Nuño, así como Inversionistas del Bajío, se señalaría lo siguiente:

“Manifiesta el presidente que a fin de poder presentar estados financieros más consistentes ante las instituciones de crédito y terceros, es conveniente que el capital social de la sociedad únicamente refleje el valor de los activos tangibles de la empresa, y que los activos reflejados en el balance de la sociedad sean exclusivamente los bienes tangibles; que el capital social considere solo el reflejo de dichos activos tangibles.”

Con esto, se ejecutó el retiro de los intangibles aportodas por IBSA y como consecuencia una DISMINUCIÓN DE CAPITAL en COOCSA y, a través de la cual quedaría comprobado que la aportación de «intangibles» de IBSA jamás ocurrió, pues en complicidad con Jesús Torres a través de dicha asamblea, se estaría acordando que el capital de la sociedad estuviese conformado EXCLUSIVAMENTE por la planta de neumáticos aportada al 100% por los trabajadores y TRADOC, retirándose con esto la aportación originaria de IBSA, y repartiéndose el capital ambas empresas, todo esto a espaldas de los trabajadores y socios TRADOC. 

Recuento del

Fraude

2004

Al fin de la Huelga, Jesús Torres miente a los trabajadores sobre el 50% de la planta.

2004

Con un capital de cincuenta mil pesos, se constituye «Inversionistas del Bajío» (IBSA), empresa que serviría para cometer el fraude.

2004

Se comunica a los trabajadores que se asociarían con «LlantiSystems», empresa que nunca participa en las operaciones.

2005

Los trabajadores, engañados por Torres, reciben el 100% de la planta creyendo que solo fue el 50%, luego la aportan a la cooperativa TRADOC.

2005

TRADOC, representado por Jesús Torres, aporta la planta al 100%  a COOCSA a la mitad de su valor, para adquirir el 50% del capital.

2005

IBSA, empresa fachada, simula aportar $440 MDP en «intangibles» para adquirir fraudulentamente el 50% del capital de COOCSA.

2007 / Ingreso de Cooper Tires, «Controladora Oculta».

Desde su ingreso a COOCSA hasta la actualidad, IBSA ha fungido como una empresa fachada, sin bienes, ni empleados ni operación de cualquier índole, siendo una mera «tenedora de acciones», controlada desde 2007 por la transnacional Cooper Tires, es importante mencionar que no existe registro de alguno de pago realizado por COOPER para la adquisición de IBSA, por lo que es evidente que son parte fundamental del fraude, Cooper hoy esta fusionada con Goodyear Tires.

En 2007, Cooper Tires a través de un «Acuerdo privado entre accionistas» se volvió controladora de «IBSA» sin realizar pago alguno, lo cual resulta sumamente sospechoso, supuestamente habiendo pagado el capital que la empresa fraudulenta ostentaba en COOCSA; sin embargo, no existe evidencia alguna de operación financiera celebrada entre dichas empresas, por lo que es definitivo concluir que Cooper Tires y ahora Goodyear, siempre tuvieron conocimiento de que el capital de IBSA había sido adquirido fraudulentamente y que en COOCSA únicamente existía el capital aportado originariamente por los trabajadores y socios de TRADOC, es decir la planta de neumáticos.

Durante el tiempo en el que TRADOC conservó participación en el capital de COOCSA, los dividendos y actos relacionados con el 50% del capital defraudado y adquirido ilegalmente por IBSA, formarían parte del entramado efectuado en contra de los trabajadores y socios de TRADOC.

Es importante señalar que COOPER, de la mano de Jesús Torres, colaboró en el ocultamiento de la información de las empresas que participaron en el fraude, tal y como en un oficio de contestación, el entonces presidente Luis Ceneviz señaló textualmente la negativa a entregar información.

Desde 2007 y hasta 2020, la transnacional Cooper Tires, iniciaría una serie de actos y estrategias de presión contra TRADOC y sus socios, emitiendo a través de su operador, Jesús Torres amenazas de quiebra, retiro de inversiones, despidos masivos de trabajadores y otros escenarios catastróficos a través de los cuales se presionó a los trabajadores de la planta y socios de TRADOC para que de manera gradual fuesen cediendo el control de la empresa. 

Detalle de los documentos:

Documentos importantes:

2005 – 2020 /  Las «Otras Cooperativas» / NEUPAC y PROEM

No obstante la multitud de actos ilegales y fraudulentos ejecutados a espaldas y mediante engaños en perjuicio de los trabajadores, Jesús Torres en complicidad con Cooper Tires, elaboró una serie de actos ilegales en materia de defraudación fiscal y de seguridad social cuyo beneficiario principal sería la sociedad que tendría el control de COOCSA: Cooper Tires, violentando incluso los tratados de libre comercio y teniendo una clara ventaja competitiva por demás ilegal.

Para ello era necesario la constitución de una segunda sociedad cooperativa, en la que se incorporarían de manera simulada no solamente los socios integrantes de TRADOC (580) sino el personal laboral restante para la operación productiva de la planta, tanto en labores de manufactura de neumáticos como administrativas, dando así un total de 1,400 personas incorporadas a lo largo de los años en dos sociedades cooperativas que fungieron principalmente para la evasión ilegal de impuestos y cargas de seguridad social como IMSS e INFONAVIT, a través de las cuales se violaron los derechos laborales de los trabajadores que se encargaron de producir alrededor de 15,000 neumáticos diarios durante 16 años. 

La operación de la planta de neumáticos, trágicamente estuvo marcada por la presión sistemática de los socios de TRADOC a través de la complicidad de Jesús Torres quien operó en beneficio de la transnacional, fungiendo de manera totalitaria como director de cada una de las empresas involucradas en el entramado ilegal efectuado para violar los derechos laborales de las personas que dependían económicamente de la planta de neumáticos. 

Las sociedades Cooperativas creadas de manera artificial para encubrir relaciones de trabajo y violar derechos laborales fueron «NEUPAC» y principalmente «Producción Empresarial y Profesional de Servicios» S.C. de R.L. de C.V. tan solo de esta última, se DESVIARON AÑO CON AÑO, CUANDO MENOS $500,000,000.00 QUINIENTOS MILLONES DE PESOS 00/100 M.N.

2005 – 2020 / Las violaciones de derechos.

Entre 2005 y 2007, a través de las sociedades cooperativas simuladas NEUPAC y PROEM, con la complicidad de Jesús Torres, se violaron derechos laborales de forma sistemática a fin de debilitar a la base de socios TRADOC y  otorgar el control de la planta a la transnacional Cooper Tires.

Para lo anterior, era indispensable NEGAR EL DERECHO A LA LIBERTAD SINDICAL a la totalidad de los trabajadores de la planta de neumáticos, lo que se logró de forma fraudulenta, al convertir a los trabajadores como «socios cooperativistas», a pesar de sostener con ellos una clara relación de trabajo, es decir, negándoles en papel el carácter de trabajadores.

Valiéndose de la misma estructura simulada mediante PROEM, se omitieron cotizaciones del IMSS e INFONAVIT y se disfrazaron salarios, bases de cotización a través de los conceptos de anticipos de rendimientos, así, un trabajador de la planta de neumáticos que debió cotizar un salario diario de $1,600.00 pesos era registrado con menos de $200.00 pesos diarios omitiéndose su registro al INFONAVIT.

De acuerdo con los cálculos actuariales efectuados por TRADOC, tan solo de los montos de seguridad social omitidos en perjuicio de los trabajadores a lo largo del tiempo, se llega a un perjuicio acumulado de cuando menos: $8,000,000,000.00 Ocho mil millones de pesos 00/100 M.N.

Cabe destacar que el año pasado, la Secretararía del Trabajo y Previsión Social emitió un oficio en el cual respalda la existencia de relaciones de trabajo en PROEM y solicita la presentación de las acciones legales respectivas, confirmando el APOYO DEL GOBIERNO FEDERAL EN FAVOR DE LOS TRABAJADORES.

2020 / La culminación del fraude.

El desenlace del fraude cometido en contra de los trabajadores y socios de TRADOC, así mismo, del conjunto de violaciones de derechos humanos fraguadas por Jesús Torres Nuño en beneficio de Cooper Tires, ahora Goodyear, se encuentra marcado por una serie de presiones y amenazas para terminar por robar a los trabajadores de la totalidad de su patrimonio adquirido al final de la huelga.

En octubre de 2019, de forma inusitada y sin información ni datos previos, los trabajadores y socios TRADOC fueron sorprendidos por Jesús Torres a través de una convocatoria a una «Asamblea General Extraordinaria» que contaba con un sospechoso punto de orden del día: «Informe Especial», el cual, sin que los trabajadores supieran lo que les deparaba para el desarrollo de la sorpresiva asamblea, consistía en el anuncio por parte de Jesús Torres de que era necesario vender la parte restante de las acciones y capital que hasta ese momento conservaba TRADOC, y que si no se procedía a entregar dicho capital a la transnacional Cooper Tires, se auguraba la pérdida de empleos, el retiro de las inversiones y la eventual quiebra de la compañía. 

Los trabajadores temerosos de la situación y habiendo sido sobajados durante años, se mantuvieron firmes durante la primera asamblea, negando entregar la parte restante del capital a la transnacional, sin embargo, Jesús Torres operando con la transnacional, 15 días después de la primera asamblea en la que los trabajadores se negaron a vender, efectuó una segunda convocatoria y habiendo redoblado los esfuerzos de amenazas y presiones en contra de la base trabajadora logró su acometido, obligando a los socios TRADOC a vender el resto de su patrimonio. 

Así, para febrero de 2020, Cooper Tires, que años atrás se había hecho del control de la fraudulenta sociedad IBSA, y logrando mediante presiones y amenazas adquirir el capital restante que era propiedad de TRADOC, se convertía en el socio único de la planta de neumáticos, al final Jesús Torres Nuño terminó por quitarles la planta a los trabajadores y devolvérsela a una transnacional.

Las voces de

Los(as) afectados(as):

Testimonios de socios(as) y trabajadores(as) afectados por la «La Estafa Llantera»:

El fraude

En números:

Empresas involucradas:

Al menos 5 empresas nacionales y 2 empresas transnacionales

Personas físicas involucradas

Una veintena de personas físicas involucradas se tienen identificadas

Tiempo de ejecución de los actos

El fraude se ejecutó a lo largo de 16 años, periodo dentro del que también se dieron las violaciones de derechos laborales

Monto de las afectaciones por el delito de fraude:

$4,000,000,000.00

Cuatro mil millones de pesos 00/100 M.N.

Monto de las afectaciones de derechos laborales:

$8,000,000,000.00

Ocho mil millones de pesos 00/100 M.N.

Descarga el resumen del caso:

Toda la información en formato .PDF.

Contacta a TRADOC:

Puedes contactar a TRADOC a través del siguiente número telefónico:

(52) 33 3285 8980

o enviarnos un mensaje.